Inkwand

Últimas reseñas

Índigo       Índigo       Índigo       Títeres de la magia       El libro de los 101 cuentos       Los pilares de la tierra [Audiolibro]       Versalles: el sueño de un rey       Andrea contra pronóstico       La lluvia llegó con Gabriela      cadavercita roja      Tierras de luz, Tierras de sombra      Prométeme que serás delfín      Los hijos de los Dioses

lunes, 28 de noviembre de 2016

Reseña: Eraide 2. La guerra sin nombre

¡Buenos días tinteros!

Os he tenido un poco abandonados y en mi defensa diré que estoy absorta con el NaNoWriMo (National Novel Writting Month —Mes Nacional de Escritura de Novela—, que consiste en escribir una novela de 50.000 palabras en un mes, lo que viene a ser 1.667 palabras al día). No he leído nada en todo este tiempo pero el viernes ya terminé superando las 50.000 palabras. Ahora toca seguir escribiendo a diario hasta acabar la novela, revisarla, corregirla y pulirla y dar el gran salto a decidirme a publicar. Por suerte, ya tengo quién se haga cargo de ella a partir de febrero —que es el tiempo que hay para las correcciones— y ya está camino de ser registrada por lo que, estoy muy centrada en este proyecto que llevaba en mi cabeza una friolera de más de diez años... Os dejo ahora con esta reseña que debo al autor desde hace un mes prácticamente, reiterando hacia él y la editorial Babylon mis disculpas por este retraso que han sabido comprender, animándome a seguir escribiendo durante este mes.

Ficha Técnica


Autor: Javier Bolado
Género: Fantasía
Primera Edición: Octubre 2016
Editorial: Babylon
ISBN: 9788416318889
Páginas: 319
Precio: 17,95€
Valoración: Excelente
Adquiérelo aquí

Argumento


Han pasado tres años desde lo sucedido en el primer libro (ver reseña aquí) y muchos parecen haber olvidado los acontecimientos más importantes. Adriem parece haber sido olvidado por muchos, al igual que su lucha pero él hará frente a todas las adversidades por tratar de recuperar algo muy valioso para él que le fue arrebatado. ¿Será capaz de pagar el precio que sea para lograrlo?

Reseña

Javier Bolado nos introduce de nuevo en un mundo donde las diferentes razas coexisten entre ellas a pesar de los prejuicios que puedan tener. Una vez más, esta historia nos habla de temas de interés actual, con grandes observaciones filosóficas para quien sepa ver más allá de lo narrado, encontrando paralelismos con nuestro mundo actual.

Sin abandonar la tercera persona, recorreremos veintidós capítulos y un epílogo llenos de aventuras, sentimientos, conspiraciones y traiciones en un mundo donde no todo es lo que parece, como sucede en ocasiones a nuestro alrededor. El autor trata temas tan delicados como el poder que se le entrega a las religiones de manera ciega e incondicional en algunas ocasiones, dejando de cuestionarse uno su propia realidad, aceptando por verdades lo que la sociedad tiene por correcto. Juega con la mente del lector y de los personajes de una manera sublime, teniendo que estar muy pendiente de cada palabra para sacar todo el jugo a la obra. Como complemento a los personajes, las descripciones están muy cuidadas con un estilo agradable lleno de símiles que permiten al lector adentrarse de lleno en cada escena y ser uno más dentro del argumento. Si bien no se extiende en las descripciones de los lugares con excesiva precisión que podría llegar a aburrir, con gran destreza elige los momentos oportunos para dotarlos de detalles.

La portada nos muestra a varios de los personajes con los que nos encontraremos a lo largo de la lectura, con el elemento principal y más importante de la trama en un primer plano y ambos bandos enfrentados al fondo. No nos dejemos engañar, la guerra que se plantea en la obra va más allá de las espadas y las luchas físicas, aquí el alma es quien debe enfrentarse a cruentas batallas y perder puede ser el fin de esta o peor aún, una vida que nunca será plena.

El autor utiliza un estilo elaborado pero fácil de comprender para un lector experimentado. No debe confundirse esta novela con una lectura juvenil, su trasfondo filosófico la convierte en una historia de fantasía que hará pensar en varios aspectos de la vida incluso una vez la novela concluye ya que el propio final deja abiertas varias incógnitas que solo el propio lector podrá responderse si realmente ha comprendido el significado de la obra. Es posible perderse por el mundo creado por Javier Bolado ya que es muy difícil plasmar en papel todo un mundo como el que él trata de mostrarnos. Pero, dejando de lado todos los reinos de fantasía, un nexo común, generador de múltiples batallas en ambas realidades, se da aquí en este libro: el fanatismo enfrentado al ateísmo. Uno de los mensajes que nos quiere dejar el autor es que en ocasiones, es necesario deshacerse de todo lo que se creía hasta el momento para ampliar nuestra visión de las cosas. Muchos de los nombres con los que uno se encuentra en el libro coinciden magistralmente con los que aparecen en la Biblia, algo llevado acabo de manera intencionada por el autor, posiblemente para ayudar al lector a encontrar un nexo de unión entre lo que sucede en la novela y las bases de las religiones mayoritarias.

Los libros que componen la saga de Eraide son mucho más que historias de razas enfrentadas, no es un lectura ligera que pueda tomarse y dejar de lado al acabar sus páginas. Está llena de simbolismo y de llamadas a despertar del letargo en el que nos encontramos.

Citas

☙ Y así, tras tres años de similares ironías, la contienda había agotado a los hombres, insuflados de fuerza en los albores del conflicto por sencillas proclamas de patriotismo, fe e ideales que, como si de una infusión barata se tratase, pronto había perdido el sabor. Aquellos que vestían las insignias de cada bando comenzaban a anhelar el fin de aquella cruenta contienda, en la que la vida perdida de amigos y familiares se había transformado en un odio hacia el enemigo que superaba a los cantos de sirena de los gobiernos y sus líderes. Aquella contienda, como todas las demás, había dejado de tener sentido ❧

☙ Si las noches resultaban ajetreadas en la ciudad de Hazmín, las mañanas eran un hervidero de gente. Aquella urbe parecía que nunca descansaba, como si su bullicio quisiera rivalizar con el silencio del desierto que la rodeaba. Distribuidos por las islas, había varios zocos y mercados donde se apelotonaban los transeúntes entre los puestos de frutas y artesanía, salpicados por el polvo que cubría el suelo y ajusticiados por el implacable sol que teñía de oscuro la piel de los habitantes de aquel lugar. ❧

☙ Desde el puente de mando, a través de sus cristaleras forjadas, se podía observar en la distancia el perfil de la ciudad. Anclada en el desierto, el horizonte verde de los humedales de la desembocadura del río reflejaba con tonos violáceos el inicio del amanecer, para poco después tornar a naranjas cuando el astro rey dibujaba su imponente figura. La luz del día se extendería sobre el perfil de la maraña de casas encaladas bajo un cielo azul intenso, carente de toda nube, en el que las estrellas comenzaban a palidecer bajo el abrazo del sol. ❧

☙ —Es un sueño, Miguel. Los sueños no tienen precio. Por lo único que pagamos en nuestra vida es precisamente por no cumplirlos. ❧

☙ —Os equivocáis: no busco sanar a la gente, sino a este mundo enfermo. Sueño con el día en el que hasta la muerte tenga solución y, para eso, hay que tomar decisiones muy poco ortodoxas. Pero es algo que pronto podréis entender... de nuevo. ❧

☙ —Nada me separará de ti. —La tomó del cuello con delicadeza y acercó su rostro para besarla. Las manos del dragón se deslizaron por su cuello, buscando su cintura para traerla contra sí y apartar la discusión de sus pensamientos entre un mar de sábanas y pasión. ❧

☙ —Porque para acabar con los monstruos de este mundo he tenido que convertirme en uno de ellos. ❧

☙ El mundo era cruel, oscuro y retorcido, pero incluso en él aún se podía encontrar buena gente. ❧

☙ Sus chistes, sin nadie que le escuchara, era como escupir en el mar. ❧

☙ Había estado demasiado cerca de la muerte como para saber que todos los días son un regalo y que tocaba corresponderles poniéndoles fin. Sin recurrir a venganzas ni odios, sino uno más digno: haber ayudado a otro desinteresadamente. ❧

☙ —Cada uno somos protagonistas de nuestras propias vidas. Poco importa lo que anhele cualquiera de los poderes que rigen este mundo. Mis días en esta tierra, los que quedan, serán mi legado. ❧

☙ Volvió a tener ganas de vivir y miedo a morir. Otra vez a respirar y a sentir, pero al mismo tiempo el dolor estremeció su cuerpo. Porque incluso la alegría puede herir, pero cada nueva palpitación, cada emoción contenida, se había rebelado. ❧

☙ —Vamos, Agnes, no eres su madre. Además, ya sabes cómo es el amor joven, no atiende al futuro. Es envidiable, pero, como los resfriados en verano, se pasan al tiempo. ❧

☙ Siguió su camino y, lentamente, aquellos dos viejos amigos se distanciaron al igual que sus pasos. ❧
Leer más

jueves, 27 de octubre de 2016

Un día, una cita. Entrada extra #1

¡Buenos días, tinteros!

Como esta iniciativa me ha gustado, sigo con ella el resto de la semana y voy ya con la cuarta. Esta vez, no nomino a nadie. 
Hoy os dejo con otro libro que me marcó en mi niñez: Ana de las Tejas Verdes de Lucy Maud Montgomery:

Los amigos de verdad siempre están juntos en espíritu.

Esta saga de libros es muy especial para mí porque la leíamos juntas mi amiga de la infancia y yo (treinta años soportándonos ya). Al igual que Ana y Diana en los libros, nosotras teníamos nuestro punto de encuentro y reunión para hablar durante horas (en nuestro caso, no era un puente sobre un río, sino un semáforo que dejábamos que cambiara de color mil veces antes de despedirnos...)

Besos de tinta
Leer más

miércoles, 26 de octubre de 2016

Un día, una cita. Día 3

¡Buenos días, tinteros!

Hoy os traigo una entrada diferente y es que María Vázquez de Mi vida en blanco, me ha nominado a esta pequeña iniciativa de publicar una cita literaria diaria durante tres días y, al igual que ella, yo lo he ampliado a toda la semana.

Para poder participar son necesarios cumplir tres sencillos requisitos:
  1. Agradecer a la persona que te nominó.
  2. Publicar una cita cada día durante tres días.
  3. Nominar a 3 personas por cada entrada
Voy a seguir con mis amores literarios y hoy os dejo con Lestat, el vampiro de Anne Rice:

Sucederá lo que debe suceder, pero escoge a tus compañeros con cuidado. Escógeles porque te guste mirarles y escuchar el sonido de su voz, y porque posean secretos que desees conocer. En otras palabras, escógeles porque les ames. De lo contrario, no podrás aguantar su compañía durante mucho tiempo. (Marius a Lestat)

Mis tres nominados de hoy son:

Mañana seguiremos con más, espero que os haya gustado la de hoy.

Besos de tinta
Leer más