Inkwand: Bella

Últimas reseñas

                                                                                   

domingo, 16 de octubre de 2011

Bella


Hoy mi hija y yo hemos empezado a leer el libro de Sueños de Princesas y, la primera historia es la de Bella. Paso a copiarla.

Hace mucho tiempo vivió una joven llamada Bella. La gente de su aldea pensaba que era muy hermosa... pero rara. No podían entender por qué le gustaban los libros y tenía sed de aventuras. Un hombre vanidoso llamado Gastón siempre presionaba a Bella para que se casara con él.

Un día, la joven encontró a Phillipe, el caballo de su padre, solo en un campo. ¡Su padre se había perdido! Bella partió en su busca.

Phillipe llevó a Bella hasta un enorme castillo cuyo interior era muy oscuro. Parecía que nadie vivía allí. De pronto, la joven oyó la voz de su padre y corrió hasta él.

Maurice, el padre de Bella, estaba encerrado en una celda: era prisionero de La Bestia, el dueño del castillo, quien ordenó a Bella que se fuera.

"Tómame en su lugar", dijo Bella.

Prometió quedarse en el castillo para siempre. La Bestia accedió y liberó a Maurice.

Los objetos encantados del castillo los observaban mientras La Bestia mostraba a Bella su habitación. El castillo estaba bajo un hechizo y esperaban que Bella lo rompiera. Si se enamoraba de La Bestia antes de que cayera el último pétalo de la rosa encantada, ¡por fin todos recuperarían su forma humana!

La Señora Potts vio que Bella estaba asustada y fue con sus amigos a darle la bienvenida.

"¡Anímate, niña! Todo saldrá bien al final, ya lo verás", le dijo.

La Bestia también deseaba que Bella rompiera el hechizo, pero había estado solo mucho tiempo y se puso furioso cuando ella se negó a comer con él.

"Siempre me verá sólo como un monstruo", dijo, descorazonado.

Con el tiempo, Bella perdió la paciencia ante las rabietas de La Bestia y le pidió que controlara su mal carácter.

Después de eso, La Bestia fue más amable y se hicieron amigos. ¡Hasta alimentaban juntos a las aves del castillo!

La Bestia se estaba enamorando. Bella se sentía cómoda en el castillo y disfrutaba pasando el tiempo con él.

Bella estaba feliz con La Bestia, pero echaba de menos a su padre. La Bestia le mostró un espejo mágico.

La joven vio a su padre solo y pasando frío, y aunque la rosa encantada perdía sus pétalos muy rápido, La Bestia permitió que Bella partiera.

"Gracias por comprender cuánto me necesita mi padre", dijo ella.

Bella rescató a su padre, pero Gastón y los aldeanos querían llevarlo a un manicomio.

"¡Mi padre no está loco y yo puedo probarlo!", exclamó Bella, mostrándole a La Bestia en el espejo.

La multitud se quedó sin aliento.

"Es realmente amable y bondadoso", agregó Bella. Pero era demasiado tarde: todo el pueblo se dirigía al castillo.

En el castillo, La Bestia no quiso defenderse. Gastón lo hirió y, mientras caía el último pétalo de la rosa, Bella regresó corriendo.

"No, por favor, no me dejes! ¡Te amo!", gritó.

De pronto se rompió el hechizo. La Bestia volvió a ser un Príncipe y todos se convirtieron otra vez en humanos. Bella y el Príncipe bailaron mientras todos los habitantes del castillo los miraban llenos de gozo.

No hay comentarios :

Publicar un comentarioSe agradecen vuestras visitas y se aprecian los comentarios. Por favor, evitad las faltas de respeto y el hacer publicidad.

Publicar un comentario

Gracias por pasar a leerme. Todo comentario referente a la entrada es bienvenido. Por favor, evita la publicidad y las faltas de respeto.

TODOS LOS COMENTARIOS SON MODERADOS, por lo que aquellos no relacionados con la entrada comentada, serán eliminados.